Hace unos días tuve la oportunidad de leer a la Doctora Pozos en su columna semanal de Milenio. Como ustedes saben, la hermana Sara es una fiel militante de la Iglesia La Luz del Mundo y una de las principales voceras con que cuenta La Luz del Mundo para los medios de comunicación. A ella, de alguna forma, dirijo los siguientes párrafos.

Llama mi atención, precisamente, su análisis histórico-bíblico sobre el Jubileo. No es un secreto que en estos precisos días la asociación religiosa celebra al oriente de nuestra ciudad, Guadalajara, los cincuenta años de trabajo ininterrumpido del señor Samuel Joaquín Flores al frente de la Iglesia La Luz del Mundo (LLDM).